COPE

La escalofriante entrevista de Jesús Quintero al asesino de los marqueses de Urquijo antes de morir

Rafi Escobedo se suicidó en su celda tres días después de realizar su última entrevista

La escalofriante última entrevista de Rafi Escobedo antes de morir, “ya no soy nada”

Alberto AlgobiaMadrid

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 00:35

En una entrevista fría y triste dentro de la propia cárcel, Rafa Escobedo contó cómo era su vida en ese momento. En qué se había convertido y sus intenciones futuras. Su cara expresa perfectamente el sufrimiento que ha pasado, y la 'nada' en la que se encuentra en ese punto de su vida.

Todo comienza con el relato del juicio, donde Escobedo reconoce que “a nadie le ha interesado investigar” y que todo “estaba vendido” antes de que saliese la sentencia sobre su caso. Culpable.

A continuación, explica su estancia en al cárcel. En qué se ha convertido dentro de esa prisión. “La cárcel me ha destruido. He llegado ya al final. Nuestras autoridades jurídicas y penitenciarias pueden estar orgullosas. Han conseguido que hoy en día sea nada. Ya no soy nada”, indicaba.

Con estas duras palabras, y largos silencios que dan aún más tensión a la escena, cuenta que es lo único que desea y le falta por hacer: “Lo único que me falta ya es la caja con la crucecita encima”.

“Si algún día me muero, espero que nadie tenga la poca vergüenza de ir a derramar una sola lágrima sobre mi tumba. Me han negado un poco de compasión y de humanidad”, explicaba con la mirada perdida.

Finalmente, asegura que su única escapatoria son “las drogas”. “Me refugio única y exclusivamente en drogas. Lo único que utilizo para poder seguir sobreviviendo”.Rafi Escobedo se ahorco en su celda tres días después. “Me tiro horas y horas mirando las rejas de la ventana diciendo ahorcate, termina de una vez con todo esto”.



El asesinato de los marqueses de Urquijo

En la Madrugada del 1 de agosto de 1980, tres disparos a bocajarro acaban con la vida de los marqueses de Urquijo. Manuel de la Sierra y María Lourdes Montes son asesinados mientras dormían, en habitaciones separadas, de su chalet de Somosaguas. El marqués con un impacto de bala en la nuca, la marquesa dos: uno en la boca y otro en el cuello.

Desde el primer momento se descarta el suicidio. Todo apunta a que ha sido un asesinato cometido por una venganza personal, y se señala a un culpable, Rafel Escobedo Alday, yerno de los marqueses. Muchos identificaron a Rafael con la cabeza de turco de un plan con muchos más responsables.

La escalofriante última entrevista de Rafi Escobedo antes de morir, “ya no soy nada”

La noche del 31 de julio de 1980, Rafi Escobedo, junto a sus amigos Javier Anastasio y el marqués de Torrehermosa, Mauricio López Roberts, cenó en el restaurante El Espejo. Tras tomar unas copas, Javier Anastasio lo llevó a su casa. Eran las 3 de la mañana, allí cogió una bolsa de deporte en la que había metido una pistola, un rollo de esparadrapo, un martillo y un soplete, tras lo que se trasladó al chalet de sus suegros.

Rafi estaba casado con la hija de los marqueses Myriam de la Sierra, y sus suegros nunca le vieron con buenos ojos. Según declaró su mujer, cuando Escobedo recibió la demanda de divorcio, financiada por el propio marqués, Escobedo la amenazó con que iba a "hundir" a sus padres. "Esta vez es de verdad".

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo Tiempo de Juego

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Europa League

Escuchar