COPE

Audio

Del Val recuerda al Gobierno: "Juan Carlos I hablaba con argelinos y marroquíes y no teníamos conflictos"

Tiempo de lectura: 2Actualizado 11:08

"Si la politizada Fiscal General del Estado, ha hecho lo que ha podido por enturbiar el prestigio de la Fiscalía, y su jefe político le ha hecho un corte de mangas al Tribunal Supremo, pasándose las sentencias por el arco del triunfo de los indultos, y, además, ha convertido la respetable figura del abogado del Estado en Pascual, criado leal, sumiso y obediente a los argumentos políticos de sus jefes, ahora el toca el turno a la Agencia Tributaria, que cumpliendo las consignas de desprestigiar a Juan Carlos I, le pide cuentas de los regalos que ha recibido y de quién ha pagado los viajes que hizo, tras renunciar a la Corona. El inspector de Hacienda, un funcionario serio y respetado, se convierte así en el cotilla del patio de vecindad, una especie de surtidor de noticias para los programas del cora?ón y la bragueta.

Mire usted, doña Agencia Tributaria, no tengo ni de lejos las amistades y relaciones de Juan Carlos I, pero tengo algún que otro amigo que me invita a viajes que no están en mis posibilidades, y por cuenta de ellos, mi mujer y yo nos hemos alojados en suites de hoteles de lujo, con más metros cuadrados que el piso en el que vivimos, y hemos viajado en yates, y yo no sabía que eso se lo tenía aque contar a los inspectores que usted convierte en chismosos.

Voy a consultar con Emilio Gutiérrez Caba, y con Luis María Ansón, porque entre otros, somos miembros del jurado de concurso de teatro juvenil de Coca Cola, y no cobramos, pero la empresa, de vez en cuando, mayormente en Navidades, nos regala una cesta o un jamón. ¿Se lo tenemos que contar al antiguo respetable inspector convertido hoy en un cursi chismoso, por cumplir órdenes de orientación política?

Y, por cierto, Juan Carlos I, ha cometido acciones poco respetables, de acuerdo. Pero, hoy, en la crisis diplomática que estos torpes han provocado en el norte de África, y que va a ser causa de la ruina de algunas empresas españolas, recuerdo que quien se movía con soltura, y a quien recurrían los gobiernos, fueran de izquierda o de derecha, era a él, y Juan Carlos I hablaba con argelinos y con marroquíes, y no teníamos conflictos. Tiempos en que los inspectores no caían en el ridículo".



Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo