COPE

Barbosa: "Cuesta entender que lleguemos al homenaje a las víctimas sin reconocer a todos los fallecidos"

Este jueves se celebra en el Palacio Real de Madrid una "ceremonia civil" por las víctimas de la Covid-19

Sergio Barbosa

Sergio Barbosa

Periodista

Tiempo de lectura: 5'Actualizado 09:24

Vídeo

¿Qué tal, buenos días? Saludos de Sergio Barbosa, en nombre de la gente que hace posible 'Herrera en COPE' en este jueves 16 de julio de 2020.

Un día que estaba marcado en el calendario, desde que Pedro Sánchez anunciara que el 16 de julio había sido elegido como el momento adecuado... El “momento” para que que se llama “El Estado”, todo ese andamiaje jurídico, político, administrativo y territorial, en el que se envuelve un país, un pueblo, una nación o como lo quieran llamar. Se rinde homenaje a las víctimas de la pandemia.

ESCUCHA AQUÍ EL EDITORIAL DE BARBOSA

Ya hubo hace unos días, como saben, un funeral de Estado, pero se produjeron ausencias importantes, como las del presidente Pedro Sánchez y el vicepresidente Pablo Iglesias. Seguramente en parte por aquello de los incomprensibles prejuicios sobre todo lo que tenga connotaciones religiosas, sobre todo, si son católicas.

El caso es que el homenaje de hoy sí va a ser muy del gusto del actual Gobierno. Una ceremonia civil, con el ejecutivo al completo, incluso con todos los presidentes autonómicos, incluido Quim Torra, que eso ya es para nota. Incluso todos los expresidentes vivos, salvo Felipe González, que no puede, dice, por motivos de agenda…

Y, lógicamente, estarán los Reyes, y tomarán la palabra el hijo de una víctima y también una sanitaria, en nombre de todos los profesionales que que se batieron el cobre, plantando cara al virus en los peores momentos.

Homenaje de Estado a las víctimas del coronavirus

Justo en una hora, el Palacio Real, de Madrid, en su Plaza de Armas, acogerá a los asistentes colocados en torno a un círculo, con un pebetero que se encenderá en un momento determinado…

Bueno, dentro de una hora, saldremos de dudas, y cada uno podrá opinar si ha estado bien, si ha sido un acto con gusto y elegancia. Y, de corazón, esperamos que así sea porque las víctimas del coronavirus no se merecen menos.

LA DEUDA DE ESPAÑA CON LOS QUE SE HAN IDO

Pero, precisamente por eso, porque España tiene una deuda eterna con los que se han ido, cuesta entender que lleguemos a esta cita sin reconocer a todos los fallecidos en una estadística oficial.

Llegamos a este “homenaje de Estado” con 28.413 muertos reconocidos oficialmente. Aunque luego, como dice Fernando Simón, hay muchos otros a los que no saben dónde ubicar.

Los registros civiles y el Instituto Carlos III apuntan a que los fallecidos reales podrían estar en torno a los 44 mil. Son las personas que han muerto, por encima de lo habitual, entre marzo y mayo. Y no todas se habrán muerto por el contagio directo con el coronavirus.

Homenaje de Estado a las víctimas del coronavirus

Pero sí sabemos que muchos se han muerto por ese motivo, pero que, como no les hicieron la prueba, el Gobierno no los incluye en la lista oficial, a pesar de que la OMS sí recomienda incluirlos.

Y sabemos que hay gente que se ha muerto porque se abstuvo de ir al hospital con cualquier otra dolencia, porque tenían miedo a contagiarse en los hospitales. Y esas también son víctimas de la pandemia, de la situación creada por la pandemia.

ESPAÑA, EL PAÍS QUE PEOR HA GESTIONADO LA CRISIS SANITARIA

Como lo son los ancianos que pegaron un bajón tremendo, un bajón físico y mental, porque estuvieron privados durante demasiadas semanas de sus paseos o sus rutinas habituales. Ellos también, de alguna manera, deberían ser reconocidos son víctimas de la pandemia….

Miren, toda esa gente no saldrá en la estadística oficial, pero un estudio de la Universidad de Cambridge confirma que España es el país que peor ha gestionado la pandemia.

Si se mide la tasa de contagio, el grado de control de la propagación y el número de fallecidos, salimos los últimos en una lista de 33 países desarrollados...

Esa evidencia va a perseguir a este Gobierno, se maquillen los datos como se maquillen o se hagan los homenajes de Estado que se hagan. Sea como sea, en tan complicada la situación que, además de mirar por el retrovisor para recordar lo que sucedió en marzo, en abril o en mayo. Casi no hay tiempo para quitar ojo a la carretera,a las curvas que tenemos por delante. Porque los brotes siguen creciendo a un ritmo verdaderamente inquietante…

Dice Sanidad que ayer se registraron 390 nuevos contagios, que se sepa, contagios oficiales… Lo que supone el dato más alto desde mayo.

Homenaje de Estado a las víctimas del coronavirus

El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique a su llegada al Patio de la Armería del Palacio Real en Madrid este jueves donde se celebra la ceremonia civil en la que se rinde tributo a los casi 30.000 fallecidos a consecuencia de la COVID-19 en España. Mariscal

Fíjense la progresión…. Lunes, 164; Martes, 263; y miércoles 390. A eso hay que sumar cuatro muertos en el último día, por los tres del día anterior.

Sin embargo, paradójicamente, al mismo tiempo, Cataluña comunica que, solo en su territorio, en las últimas horas, los nuevos positivos ascienden a 938.

Es verdad que por “últimas horas” entienden algo más que las últimas 24 horas, pero es evidente que el desajuste a la hora de contar continúa...

La cuestión es que lo peor está en Lérida, confinada desde ayer, y en la provincia de Barcelona. La capital ya no descarta tomar medidas más estrictas, mientras Hospitalet de Llobregat tratan de acostumbrase a las restricciones de aforo, sobre todo, en los comercios.

Sí quieren un dato para la esperanza, la empresa estadounidense Moderna se dispone ya a entrar en la última fase de ensayos con humanos, para tener lista su vacuna. Una vacuna que está generando inmunidad y que lo hace utilizando ARN, material genético, en lugar del virus atenuado. Es una técnica menos explorada, pero tienen grandes esperanzas en ella. En todo caso, la última fase, en la que prueban la vacuna con miles de personas, no sólo con unas decenas como hasta ahora, lleva su tiempo... Y ya dicen que sólo tendrían capacidad para producir vacuna, para una octava parte de la población mundial. Es decir, vacuna habrá, pero no va a llegar mañana…

APOYOS PARA EL DESTROZO DE LA ECONOMÍA

Así que, por la cuenta que nos tiene, Pedro Sánchez anda el hombre buscando apoyos para capear el destrozo de la economía.Pero eso de buscar ayudas a buen precio, y sin grandes condiciones, se están poniendo muy complicado. De hecho, a Sánchez se le ha visto un poco pesimista o, si quieren, resignado o, tal vez, aterrizando en la realidad tras su encuentro con el primer ministro de Suecia. Otro de los del puño apretado, que no quieren soltar el dinero sin reformas, a pesar de que, como Sánchez, es socialista.

Pues, tras escuchar al sueco decir que en la cumbre de mañana van a exigir que las ayudas sean préstamos a devolver, y no transferencias a fondo perdido, a Sánchez se le nota, pues eso, resignado:

Todos tendremos que ceder, dice un resignado Pedro Sánchez a un día de esa cumbre europea donde se negociarán las ayudas y las condiciones. Cumbre que, parece, terminará sin acuerdo, alargando un poco la agonía.

También les digo una cosa, si los halcones del norte imponen condiciones duras, al Gobierno lo mismo le hacen el favor de fabricarle la coartada.

Ya saben, eso de “sí, la idea era subir los impuestos solo a los ricos, pero estos señores del nortes nos obligan a algo más.” Algo que ¿afectará a la clase media trabajadora? Esa es la pregunta....

Pero tiempo habrá para eso. Hoy, como les decimos, toca rendir homenaje a las víctimas de la pandemia. A todas. Homenaje para los que murieron solos en una residencia o en un hospital, homenaje para los que dejaron a un padre en una sala de urgencias y sólo recibieron una bolsa con efectos personales, homenaje para los que tuvieron a su familiar fallecido en la cama durante dos días, sin que nadie viniera a recogerlo, homenaje a quienes vagaron por cementerios y pabellones buscando unas cenizas, homenaje también a quienes no pudieron estar en un funeral y homenaje a los sanitarios, y a todos los trabajadores que, en los días más oscuros, salieron de casa, cuando los muertos caían de ochocientos en ochocientos. Porque esto no fueron solo aplausos en los balcones o desinfectar naranjas en casa mientras hacemos comentarios ingeniosos. Porque fue muy duro y porque seguimos en la pelea.

Audio

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo Tiempo de Juego

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Europa League

Escuchar