• DIRECTO

    Tiempo de Juego

    Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Boletín

Vincent Lambert, Alfie Evans y Charlie Gard: tres personas a las que los tribunales decidieron quitar la vida

El enfermero francés Vincent Lambert se suma a las historias de los dos bebés, cuyas familias pasaron por un proceso y un destino judicial similares

Los tribunales decidieron quitarles la vida, en contra de la voluntad de los padres de Lambert, Evans y Gard

Los tribunales decidieron quitarles la vida, en contra de la voluntad de los padres de Lambert, Evans y Gard 

Pablo Valentín-Gamazo
@pabblovg

Redactor cope.es

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 14:07

La muerte del enfermero francés de 42 años Vincent Lambert tiene otros antecedentes similares. El caso del hombre tetrapléjico que ha fallecido después de nueve días sin recibir los tratamientos que lo mantenían con vida, presenta similitudes con las historias de los bebés Alfie Evans y Charlie Gard. Lambert fue desconectado por orden del Tribunal de Casación francés, la más alta institución judicial del país

Las historias de estas tres personas han estado marcadas por su lucha contra situaciones clínicas graves y la de sus familiares más cercanos por mantenerlos con vida. Igualmente, un tribunal y los respectivos centros hospitalarios que los atendieron, han terminado dictando sentencia sobre su vidaPor los tres se interesó también el Papa Francisco. Desde las redes sociales e incluso ofreciendo su propio hospital para atenderlos, el pontífice ha seguido de cerca el desenlace de sus casos. 

Pierre y Vivianne Lambert, padres del enfermero de 42 años fallecido

Pierre y Vivianne Lambert, padres del enfermero de 42 años fallecido  

Caso Alfie Evans 

En 2019,  Alfie Evans ya tendría tres años. El pequeño niño inglés falleció el 28 de abril del año pasado con sólo 23 meses de vida. Llevaba dos hospitalizado en el hospital Alder Hey de Liverpool, en "estado semivegetativo", según los médicos. Alfie luchaba contra una rara enfermedad degenerativa sin cura conocida y requería de soportes artificiales para seguir vivo. 

El centro decidió en 2017 que iban a desconectar a Alfie Evans. Ese ultimátum terminó de cumplirse en abril de 2018, debido a que los Evans recurrieron a instancias ordinarias británicas y entidades internacionales, como el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, para luchar por su hijo. La entidad europea denegó la petición de los padres hasta en dos ocasiones y el Tribunal Supremo y la Corte de Apelación dieron el caso por cerrado. 

La familia recibió numerosos apoyos internacionales. El Papa Francisco recibió a Tom Evans en Casa Santa Marta el 18 de abril antes de la audiencia general de cada miércoles. Entonces, el pontífice dijo al padre de Alfie que "a ningún niño se le debería quitar la vida"

El Papa Francisco recibió a Tom Evans, padre de Alfie, en El Vaticano

El Papa Francisco recibió a Tom Evans, padre de Alfie, en El Vaticano 

El gobierno italiano llegó a concederle la nacionalidad italiana a Alfie para poder ser trasladado al país. El Hospital Bambino Gesú, del Santo Padre, se había ofrecido a darle tratamiento y a costear su traslado en avión desde el centro sanitario de Liverpool. Otro hospital italiano, el Instituto Neurológico Carlo Besta de Milán también se prestó a ayudar a Alfie. Sin embargo, el Tribunal Supremo de Manchester canceló esta opción, a pesar de que la familia recurrió la sentencia. 

Finalmente, el pequeño Alfie fue desconectado el lunes 23 de abril de 2018 en contra del deseo expreso de sus padres. Cinco días después, falleció. Las redes sociales, y el propio Francisco, se mostraron muy afectados por el hecho y transmitieron sus gestos de cercanía a Tom y Kate.

Los Evans tuvieron otro hijo y está sano. Se trata del pequeño Thomas, que nació el 8 de agosto, apenas cuatro meses después de la despedida del que sería su hermano mayor. No obstante, siguen recordando a Alfie. Así lo hacía su padre en el primer aniversario de su muerte en el Instagram "Alfies Army":

"Hoy hace un año que cogiste tu último aliento a nuestro lado, hoy hace un año desde tus últimas respiraciones, hoy hace un año desde que escuchamos Kingston town por última vez, hoy hace un año que tu mami y yo perdimos una gran parte de nosotros. Tu, Alfie, fuiste nuestra roca, nuestro futuro, nuestra vida. ¡Tu podrías estar aquí!¡Tú deberías estar aquí! ¡Te echamos de menos todos los días y le hablamos de ti a tu hermano pequeño! ¡Echamos de menos tocarte, tus besos, nuestros abrazos, de ti lo echamos todo de menos y siempre lo haremos1 Fuiste un niño muy especial, Alfie, y siempre lo serás. Siempre, el héroe de mami y papi. Te queremos infinito". 

1 year today you took your last breath at our side, one year today since I gave you your last breaths, one year ago today since we listens to Kingston town for the last time,one year ago today me and your mummy lost a huge part of us!. You Alfie, you was our rock,our future our life. You could still be here! You should still be here! We miss you everyday and talk about you to your little brother! We miss your touch,your kisses,our cuddles, everything about you we miss and always will!�� You was a very special boy Alfie and always will be���� MUMMY AND DADDYS HERO ALWAYS���� we love you infinity��������

Una publicación compartida de  ����Alfie Evans Official Page���� (@alfiesarmy) el 

Caso Charlie Gard

El caso del bebé Charlie Gard también conmovió al Papa Francisco y tuvo un desenlace similar al de Alfie Evans. El hospital Great Ormond Street que lo atendía desde que tenía sólo ocho semanas, lo terminó derivando a otro centro para que fuese desconectado. Tenía 11 meses

Charlie padecía un daño cerebral sin cura conocida y que sólo padecían otros 16 bebés en el mundo. Sin embargo, existía una mínima opción de que Charlie recibiese tratamiento experimental en Nueva York. Estados Unidos llegó a ofrecer la nacionalidad a él y a sus padresChris Gard y Connie Yates. Ellos llegaron a recaudar alrededor de un millón de dólares para poder afrontar esa pequeña esperanza para su hijo. 

Los padres de Charlie Gard crearon una fundación para ayudar a padres con niños con la enfermedad de Charlie

Los padres de Charlie Gard crearon una fundación para ayudar a padres con niños con la enfermedad de Charlie 

El Hospital del Papa Francisco también expresó su disposición a acoger y cuidar a Charlie, como ocurrió con Alfie. Su directora, Mariella Enoc, lo confirmó en Twittter. Sin embargo, los tribunales volvieron a decidir por los padres, en este caso, de Charlie.

Sin embargo, ellos pusieron en marcha una fundación que lleva su nombre como "legado" de Charlie. Esta entidad se dedica a prestar ayuda y soporte a las familias con hijos que sufran la misma enfermedad que su pequeño. "Nuestro niño bello se ha ido, estamos muy orgullosos de ti, Charlie", fueron las palabras de despedida de su madre, en un comunicado que llegó a los medios de comunicación. 

Lo más