Boletín

La Noticia de noticias que salió al encuentro de dos viajeros y ha llegado a todos los rincones del mundo

Jesús ha resucitado. Se muestra ante las mujeres y ante los discípulos de Emaús. Ambos, cuentan la Gran Noticia a los apóstoles y a todo el mundo

Cristo Luz de Vida
Jesús Luis Sacristán

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 24 abr 2019

Las noticias, buenas y malas, nos asaltan por doquier. La cantidad de acontecimientos que se nos cuentan cada día no nos dejan indiferentes. Y es imposible cerrar los ojos a los acontecimientos porque, aunque quisiéramos, cerrar los ojos no es posible. Esta semana, y durante cincuenta días, advertimos la Noticia de noticias que es la alegría del Señor Resucitado. 

Hoy, concretamente, es miércoles de la Octava de Pascua. Pedro se encuentra con un ciego que pide y, como no tiene nada para darle, se da cuenta que sí le puede ofrecer algo y es Jesucristo, en cuyo Nombre le hace andar bajo el asombro de quienes lo ven. El Pescador tiene que recordar que eso viene del Señor, Él sólo es un instrumento. En el Evangelio corre la Noticia de que Cristo vive. 

Así lo comentan los dos discípulos que iban acamino de Emaús que aún se restriegan la vista por si acaso lo han soñado. Pero no. Oír que Cristo estaba vivo se lo habían dicho mujeres del grupo de los discípulos. Lo suficiente para chismorrear sin llegar a ninguna conclusión. Tan ocupados están en ello que no son capaces de reconocer la Maestro en Persona que se les acerca como un Viajero que, casualmente, lleva la misma dirección que ellos, aunque en Emaús le tienen que medio forzar a cenar con ellos.

Ahí le reconocen porque la forma de bendecir y partir el pan es la del Cenáculo. Oportunidad tienen y le reconocen cuando Él ya desaparece. Ellos asumen el compromiso necesario para ir a Jerusalén y contar la Gran Noticia. A pesar de ser de noche, van sobre sus pisadas porque la noticia es tan grande que no se puede ocultar como el mismo Señor pidió.

Lo más