Boletín

SANTORAL 18 JULIO

La santa madre que consiguió el mayor logro en la educación de sus siete hijos

Santa Sinforosa educó a sus siete hijos en los valores de Cristo y del Cielo. Así, murieron mártires sin renegar de ese tesoro

ctv-tw4-santoral
Jesús Luis Sacristán

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 18 jul 2019

La Tradición es uno de los pilares de la Revelación de la Fe. Gracias a ella, hemos recibido todas las cosas que Cristo dijo e hizo para transmitirlo a las futuras generaciones. Muchos padres han legado a sus hijos lo mejor de su vida que ha sido una educación espiritual y humana. Hoy celebramos a Santa Sinforosa, que hizo esto en su entorno familiar con sus hijos hasta alentarles cuando les llegó el momento de entregarse a Dios hasta las últimas consecuencias. 

Oriunda del siglo II, de su matrimonio con Getulio, nacen siete hijos, a los que se consagraría por completo. En el hogar, siempre comprendió que no se trataba de introducir el concepto de falsos triunfalismos, sino de ayudar a descubrir el Amor de Dios, el Único que nunca pasa. Así les enseñó los valores del Reino de los Cielos, como lo prioritario en el mundo, ya que lo demás viene por añadidura.

Pronto el Emperador Adriano, recrudece la persecución contra los cristianos. En una de las detenciones caen Getulio y su hermano Amancio, que también es militar, siendo ambos decapitados por su Fe en Cristo. La madre, sale hacia Tívoli con sus hijos, preparándoles para el gran combate espiritual que se les avecinaba. Después de que su padre y su tío hayan entregado su vida por Cristo, ella les habla de los bienes eternos, que son los que nunca caducan y por los que merece la pena darlo todo, para recibir la Recompensa Eterna.

De esta forma logra la unidad de todos, hasta el día en que son apresados. Al no apostatar de la Fe, ella es atada con una piedra al cuello, y arrojada al río. Posteriormente los hijos sufrieron multitud de tormentos hasta morir. Tanto las reliquias de Sinforosa como las de Getulio están en la Iglesia Romana de San Miguel.

Lo más