Herrera: "Se cumple un año del desgobierno de Torra en Cataluña y la administración tiene graves problemas"

Siete jugadores del Valladolid, implicados en el amaño ante el Valencia

Carlos Herrera

Carlos Herrera

'Herrera en COPE'

Tiempo de lectura: 5'Actualizado 10:56

Audio

 

Señoras, señores, me alegro, ¡buenos días!

Es martes. Es 4 de junio del 2019 y son las 8 de la mañana. Son las 7 en Canarias. Es una hora.. Bueno, la verdad es que ya... Madre mía, 8 horas de este día de hoy. Este día 4, las que llevamos viviendo. Hay gente que las está consumiendo en un atasco porque puede que ahora mismo en los grandes anillos de las grandes ciudades, en las entradas, en las vías principales ustedes estén atascados. Bueno, pues paciencia, pongan la radio, escuchen atentamente lo que le quiero contar y relax. Relax porque esto es lo que hay.

Miren, hoy vale aquella idea de la macedonia de frutas porque son muchas cosas de las que hablamos, cosas que recordamos, que rememoramos, cosas que nos sorprenden, situaciones que no tanto, en la situación política en España con los pactos a la vista, que ahora mismo a la vista no hay ninguno, siguen aquí enfrascados. Hay un debate inevitable cada vez que pasan estas cosas y, especialmente, cuando se juntan tantas elecciones como se han juntado ahora en el plazo de un mes y se deciden tantas cosas. Los pactos son muy difíciles cuando hay más de dos partidos.

ESCUCHA AQUÍ EL EDITORIAL DE HERRERA

Bueno, la necesidad de una segunda vuelta. La segunda vuelta que es algo que a los partidos no les acaba de gustar. ¿Saben por qué? Porque en la segunda vuelta mandan los ciudadanos y no mandan ellos. Es una reclamación que cada vez hacen más voces en España.

Antes este numerito de con este yo no hablo con aquel no me siento, yo solamente con este, este sí pero si me da, el otro no si me quita, y por aquí me voy a entender y por aquí me voy a llevar, se soluciona, oiga, con las dos primeras fuerzas en cada una de las demarcaciones y una nueva convocatoria electoral. Y entonces son los ciudadanos, no los partidos, quienes dicen quién tiene que gobernar, quién tiene que mandar y de qué manera. Y ahora todo esto postureo, toda esta pérdida de tiempo y de todo este mundo de declaraciones cruzadas de qué importante soy y qué necesarios somos para el progreso de España se acaba. Los partidos tienen la importancia que tienen, pero vuelven a tenerla mucho más los ciudadanos. Bueno, es una reflexión si quieren de entrada para una mañana que cuando quiera la... También tendrá sus inconvenientes, como parece evidente.

Bueno, hoy fíjense, hoy se viene hablando mucho en el mundo del fútbol de algo que era un run-run que siempre andaba por ahí, pero al que, en el fondo, los que creemos en el deporte competitivo, en la alta especialización de deportistas de élite como son los futbolistas de Primera División, nos parecía muy difícil que pudiera existir.

Bueno, hoy el diario 'El Mundo' pública una información que da una idea de esos amaños. Son grabaciones que prueban que hubo amaño en el partido Valladolid-Valencia, que todo eso se preparó al principio de la Liga y que, a lo mejor, no se tenía en cuenta que ese partido, en la última jornada, podría ser definitivo para que un equipo entrase o no en Champions, como era el caso del Valencia. Pero bueno, siete jugadores del Valladolid estaban comprados por esta red que amañaba partidos de fútbol.

¿Para qué? Para que luego eso tuviera trascendencia en las casas de apuestas. Es decir, si yo sé que el Valencia le va a ganar al Valladolid en la primera y en la segunda parte porque hay jugadores que están en eso y cuando un jugador quiere perder, pierde, claro... Es más difícil que cuando un jugador quiere ganar, pueda ganar, pero cuando quiere perder, eso pierde. Entonces voy a la casa de apuestas, hago yo la apuesta determinada y si he apostado 10.000 € me llevo 20.000. Pues está muy bien.

¡Mira qué maravilla! Claro, si no sabes eso, pues... Y en función de esas apuestas tenían dinero para comprar a jugadores. ¿Qué pasó? Que el Valencia salió vencedor en la primera y en la segunda parte como pronosticó la trama. Hay una escucha en la que se oye gana el Valencia primera y segunda parte, no se lo digas a nadie.

Si eso se quedase ahí, hombre, tiene una notable gravedad, pero no hay terceros implicados o no hay terceros perjudicados. En este caso el hecho de que el Valencia ganase ese partido, lo colocó en Champions en detrimento del Getafe, que no pudo ir a Champions, va a la Europa League. De ir a Champions o no ir a Champions hay mucho dinero en medio que no gana en este caso el Getafe y sí gana el Valencia que, a lo mejor, sin necesidad de amaños hubiera ganado ese partido porque el Valencia está muy fuerte y, la verdad, ha hecho un final de liga extraordinario. Pero ya siempre queda la sombra de la duda, de lo que podría haber pasado, de lo que podría haber sido y no fue.

Bueno, pues crean ustedes esto, veremos qué alcance tiene, que de largo llega y, sobre todo, los clubs qué van a hacer porque también son clubs afectados que acaban siendo víctimas. El nombre aparece implicado en eso, pero los amaños no los perpetran los clubes, los perpetran los particulares.

Bueno, esta mañana en la que muchos van ya camino de las pruebas de la Selectividad, tranquilidad, confianza en vosotros mismos, lo vais a sacar, lo habéis... ¿Habéis estudiado? Sí, pues entonces no hay que tener miedo por nada.

Ya les digo, ya les cuento que no hay nada nuevo de los pactos más allá de, a veces, una falta de compromiso con la realidad, de realismo pactista que, hombre, invita al desasosiego. Ya sabemos que esta es semana de aspavientos y la que viene es la semana de verdad en la que se van a sentar a llegar a acuerdos. Ese encaje de bolillos de tantos lugares. Pero este yo con este no me hablo, yo con aquel no me siento, más allá del desarrollo táctico, estratégico que pueda tener esa afirmación, hacen que... En fin, qué quieren que les diga, hagan o nos creen la sensación de que estamos perdiendo el tiempo o que nos hacen perder el tiempo con maximalismos.

Mientras tanto, ya el Rey va a recibir a aquellos a los que tiene que consultar para poner en marcha una investidura. En nuestro sistema, cuando el Rey habla con los líderes de los partidos, los portavoces parlamentarios fundamentalmente extraen de ahí la posibilidad de proponer a un nombre, que en este caso será Pedro Sánchez, e invitar a todos los parlamentarios a que se pongan de acuerdo en su investidura.

Bueno, en esta ocasión el dato morboso estaba en la pretensión de Jordi Sànchez, que es de Junts per Fricandó, es uno de los políticos presos por la trama golpista del 1 de octubre, quería él, como ha sido elegido diputado, ir a ver al Rey, lo cual resulta bochornoso e intolerable.

Al final el Supremo le ha dicho que es perfectamente sustituible Jordi Sànchez y que puede ir otra persona . Irá Laura Borrás, que era la consejera de Cultura y que, como todos estos, pues es una sectaria de tomo y lomo de la que no se puede esperar absolutamente nada.

Mientras tanto, en Cataluña se cumple un año de los gobiernos, del Gobierno, por llamarlo de alguna manera, de Torra, Quim Torra, que acaba de nombrar a uno de... A su policía política de los Mossos. A uno de sus protegidos para el cargo, al señor Sallent, que es el que lleva el cuerpo este de élite de las amazonas de Gadafi. Este que le rodea al señor Torra. Un año sin hacer nada. Sin hacer nada, con la realidad parada en Cataluña, con la economía, con la sanidad, con la educación con graves problemas, sin meterle mano a las cosas porque no se dedican al gobierno de las cosas. Lo dijeron el otro día los empresarios. Bueno, como el que oye llover.

Vídeo

 

Lo más